Diputados usan erario de la Cámara como banco

0
293

Los diputados federales gozan de un esquema que les permite adelantar y disfrutar de sus dietas cuando lo necesiten, con tasas de interés preferenciales que son más bajas que las que cobra cualquier banco.

A pesar de que los diputados federales ganan mensualmente aproximadamente 150 mil pesos por dieta y apoyos, en todo 2016 fueron 61 legisladores los que utilizaron el erario de la Cámara de Diputados como una especie de “banco legislativo” al que solicitaron préstamos o adelantos de su salario por 14 millones 505 mil 190 pesos.

De acuerdo con una solicitud de información realizada desde el pasado 18 de noviembre, a tres diputados se les otorgó un anticipo de dieta sin intereses por un importe de 157 mil 580 pesos; en promedio, 52 mil pesos por diputado.

Además, al 15 de diciembre pasado, a otros 58 diputados se les otorgaron más de 14 millones 347 mil pesos bajo la modalidad de anticipo de dieta con intereses.

Normalmente, a cada diputado federal se le depositan al mes 73 mil 910 pesos por concepto de dieta; 45 mil 786, por Asistencia Legislativa, y 28 mil 772, por Atención Ciudadana.

También se les otorgan 2 mil 780 pesos de vales de despensa mensualmente y en cada sesión ordinaria se les entrega un vale de comida por un monto de 170 pesos que pueden utilizar en los restaurantes y cafeterías concesionados y que operan en la Cámara de Diputados. Sin contar que en diciembre pasado se les otorgó un “bono secreto” de 150 mil pesos.

De acuerdo con fuentes de Comunicación Social del Palacio Legislativo de San Lázaro, las solicitudes de préstamos y adelantos de dieta se sustentan dentro del marco normativo de la Cámara de Diputados, como en muchos otros empleos. La posibilidad de adelantar recursos que corresponde a los diputados se apega conforme a lo establecido en la norma vigente.

Según la Normatividad Administrativa de la Cámara de Diputados, publicada en julio de 2009, se podrán otorgar anticipos de dieta a los legisladores, a través de la Dirección General de Finanzas, en las modalidades de “anticipo de dieta sin intereses” y “anticipo de dieta con intereses”.

Los intereses mensuales del anticipo de dieta se calculan con base en la tasa CETES, a 28 días publicada por el Banco de México, como resultado de la primera subasta del mes de enero. Esta tasa se ajustará si la misma tiene una variación superior a 1.5 puntos porcentuales; es decir, una tasa de interés mensual aproximada de 6.21%.

De acuerdo con un sondeo hecho con distintas instituciones bancarias, para solicitar un préstamo hay dos tasas: “personal”, para los clientes de la propia institución, que equivale a 3% mensual, y para los que son “externos”, con las que tienen tasas mensuales de interés de entre 6.5% y 7.5% mensual.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

*