¿Qué está pasando en el Gobierno Estatal?

0
591

Praxis Política | De los Reporteros

¿Qué está pasando en el Gobierno Estatal?

Se dice que en el gabinete del gobernador José Rosas Aispuro Torres, algunos de los funcionarios de primer nivel se sienten “estrellitas”, la soberbia de sentirse parte del triunfo contundente del pasado 5 de junio no los deja pensar, no los deja visualizar un solo rumbo de gobierno encabezado por el Jefe del Ejecutivo. Si tuviéramos que hacer un ordenamiento para poner a cada quien en su lugar, sabrían que fue el candidato a gobernador el que añadió el mayor número de votos, Aispuro Torres logró convencer a los duranguenses, luego que, y hay que decirlo, los ciudadanos estaban hartos del Partido Revolucionario Institucional (PRI).

Aquellos que habían luchado por un cambio de gobierno por décadas, ahora se vuelven incluso contra él, al fin lo lograron pero no pueden alinearse y acordar para darle la batuta a quien lo encabeza, hoy cada quien desea hacer lo que quiere y “tirar patadas debajo de la mesa” para lograr un beneficio personal.

Nos hemos podido dar cuenta cómo los secretarios contradicen en sus declaraciones al jefe del ejecutivo; quizá, son tiempos distintos y esto es parte de los gobiernos del cambio, pero no olvidemos que hay un persona que lidera y es quien debe tomar definiciones por el bien del estado, de lo contrario no tendríamos un gobernador sino 10 o más.

Los últimas declaraciones y encontronazos entre los mismos secretarios o funcionarios de primer nivel, han dejado mucho qué desear, muchos haciendo grilla para llevar “agua a su molino”, siendo indisciplinados, ahí tenemos el caso de Marcos Cruz Martínez.

Al titular de la Sedesoe ya se le retiraron muchas de las funciones que hacía esta dependencia en el sexenio pasado, simplemente la maquila de los uniformes escolares ya no está a cargo de este funcionario que ha declarado en contra del propio gobierno que hoy le da la oportunidad, pero qué se puede esperar de Marcos si pertenece a un grupo que adolece de moral o ética profesional, siendo corriente del Partido del Trabajo se ha agandallado al PRD y al PAN con las posiciones.

Marcos Cruz es un funcionario que no cuenta con los conocimientos y la moral suficiente para estar señalando, criticando y condenando a las organizaciones sociales, a los líderes sociales, cuando sabemos de dónde nació, viene de ese grupo llamado los “5 Magníficos” que por siempre ha sido liderado por Alejandro González Yáñez, muy criticado por venderse siempre al mejor postor. Por cierto qué pasó con la regularización de los CADI´s, pues estas instituciones que se mantienen con recursos públicos, ya deberían pertenecer al sistema educativo nacional… pero eso, es otra historia.

Sigamos con estos funcionarios indisciplinados que lo quieren todo, no se conforman con una secretaría y sienten que son las estrellas, sin embargo, recuerden que no, son solo servidores públicos que se deben al pueblo, que deben pugnar por realizar con ética su trabajo y buscar el beneficio de todos y no el personal.

A Marcos Cruz no le ha ido mal, titular de la Sedesoe y su esposa, directora del DIF Municipal, además de otros amigos que pudo acomodar y que le siguen siendo fieles. Hay que recordar que los acuerdos de gobierno se deben tomar por consenso, y en este gobierno así debe ser, no debe haber imposiciones o dictaduras como en el pasado, sin embargo, no hay que perder de vista que el que toma la última decisión es solo uno.

Así como Cruz, también hay otros que están castigadoa, y me refiero a la doctora María Soledad Ruíz Canaán, hoy directora del Instituto Salud Mental, quien también comenzó a meter zancadilla o como se dice “grillar” en contra del secretario de Salud, César Humberto Franco Mariscal, de quien se habla que ha ejercido un fuerte nepotismo al interior de la Secretaría de Salud.

La doctora pretendía retirar a este funcionario, sin embargo, fue reprendida y hoy se dice que está castigada, no puede dar opiniones y está siendo valorado su trabajo. En un gobierno es indispensable mostrar disciplina y respeto para marcar una directriz que sirva para impulsar el desarrollo, pues se debe recordar que quienes llegaron son quienes siempre fueron oposición y hablaron del impulso que debe tener Durango en todos los órdenes, pero no es peleando y señalando o grillando como lo van a lograr, sino con buenas voluntades apoyándose y marcando un sentido de gobierno.

¿Y cómo les va con los abusos?

Tocando otro tema de ésos que hoy causan mucha molestia a los ciudadanos, es el que llegues a pagar tu recibo de Telmex o de otra compañía y te carguen un costo extra, tu pago se ve incrementado y no entiendes por qué. Al final terminas pagándolo ya que no sabes si ese cobro alguno de los integrantes de la familia realizó una acción para que se haya aplicado, luego, te das cuenta que es un robo, literal, de ésos en “despoblado” y ejecutado por esos muchos ladrones de cuello blanco que hay en todas las empresas que ofrecen servicios a los mexicanos.

Un seguro, que nunca fue autorizado es lo que estaba cobrando la compañía. Eso es un robo, abusos que aplican esperando que el cliente se confunda y siga pagando; 50 pesos más que le tratan de robar a los ciudadanos. No es posible que se sigan permitiendo estas prácticas por parte de estos abusones que no tienen “llenadera”, acumulan miles de millones y no de pesos, sino de dólares y aun así quieren más y más.

Mientras no haga nada la Profeco en contra de estas compañías abusonas como Telmex, como la CFE, como Megacable y muchas otras, van a seguir cometiendo robos. Ante la queja de un ciudadano por un cargo indebido, se debería actuar con contundencia y es Profeco quien debería imponer multas que realmente les duelan para que lo piensen dos veces antes de volver a pretender hacer sus fechorías y robarles a los usuarios.

Imaginen 50 pesos de un dizque seguro, que nunca funciona por millones de usuarios, pues son grandes ganancias y no se vale. Lo que deberían hacer empresas como Telmex es disminuir sus costos, que están muy elevados, además de eliminar el costo de la renta de la línea telefónica que ya son pocos los hogares que la utilizan. Ahora resulta que si contratas el Internet no puedes solo contratar este servicio y va con la línea, cuando hay muchos mexicanos que ya cuentan con un plan telefónico móvil.

Que sigan pagando los que deseen contar con este servicio, pero quien no, que cuente con la opción de darlo de baja, porque ya no es utilizable, no se vale que esta compañía obligue a sus usuarios a contar con algo que ya no es útil y al mismo tiempo que la Profeco, ni siquiera se dé por enterada de este cobro que debía ser desaparecido.

(Visited 16 times, 1 visits today)

SIN COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

*