Prensa deportiva no está en los planes de los Generales de Durango

0
308
Este espacio fue el que designó la directiva de Generales para la prensa

La directiva de los Generales de Durango, quienes desde el primer encuentro como local no se acordaron de los miembros de los medios de comunicación, pues no hubo un lugar asignado para realizar la labor, e inclusive durante las series que el equipo ha tenido en casa, la prensa deportiva ha tenido que buscar un sitio para realizar de la mejor forma su trabajo, ante el acoso algunas veces de los integrantes de la directiva y personal de seguridad.

Hace unos días, el club de béisbol Generales de Durango, envió un comunicado a los representantes de los Medios de Comunicación, donde especificaban que a partir de la serie ante los Diablos Rojos del México, la prensa tendrá definida un área en las gradas de primera base, especificando que se trata de un área en donde los especialistas en materia deportiva podríamos observar el partido y permanecer durante el juego, así mismo a los para los fotógrafos y camarógrafos, la indicación de poder desplazarse por el estadio.

Hace algunas semanas cuando se llevó a cabo el abanderamiento de los deportistas duranguenses que actualmente participan en la Olimpiada Nacional, algunos miembros de la prensa especializada se acercaron con el gobernador del estado José Rosas Aispuro Torres a quien le solicitaron que se asignara un lugar para que los cronistas deportivos realizaran su trabajo como es debido, incluso el mandatario estatal dio instrucciones al director del Instituto Estatal del Deporte (IED), Alejandro Álvarez Manilla, que les asignara el palco del gobierno del estado ubicado en el interior del Francisco Villa a los comunicadores, lo cual no ocurrió.

El martes la prensa especializada en deportes llegó como cada juego al Francisco Villa y se encontraron con la asignación de un sitio en el inmueble, pero también con la molestia de aficionados que deseaban ocupar esos lugares, pero la gota que derramó el vaso fue cuando el hermano de uno de los informadores llegó a saludar y de inmediato el personal de seguridad le solicitó que se moviera de sitio asignado para la prensa, lo cual incomodó a los comunicadores a quienes no les permitieron explicar que solo estaba saludando.

Genaro Gabriel Ascencio Ortega  / La Voz de Durango